domingo, 29 de marzo de 2009

1. EL DESCUIDO SOCIAL EN LA PROVINCIA DE LIMA

A menudo escucho hablar a los políticos de que la situación del Perú mejorará, si hay más trabajo, si erradicamos la corrupción y bajan los sueldos de los que dirigen la nación. También, plantean que el Perú puede mejorar si aplica la política nacionalista y se exige a todas las grandes empresas transnacionales que paguen sus impuestos o realizamos las expropiaciones. Esos son algunos de los planteamientos que giran por la mente de muchos, que se sienten saturados y decepcionados por las políticas capitalistas – globalizadas que solo benefician y enriquecen a unos cuantos peruanos y no a la gran mayoría, de habitantes del país, que viven en pobreza. Algunas personas prefieren una solución que pueda calmar la sed por unos años y no elegimos crear la forma de calmar la sed por siempre.

Esta situación tiene que ser tema de discusión diaria, en todas las esferas sociales; por eso, como profesora, abro este espacio de reflexión; porque soy consciente que durante mucho tiempo, seudos profesores y la sociedad peruana, en su mayoría, no se dan cuenta aún, de la importancia que tiene, la joya preciada, para el gran cambio en el Perú.

Ese gran cambio, no se propone recién, ya lo han reafirmado muchos pedagogos; más bien, he interiorizado y comprendido que es necesario tomar en cuenta esa joya que, por mucho tiempo, muchos educadores como Walter Peñaloza, Jorge Basadre, Emilio Barrantes, Mavilo Calero, Benavides Estrada y entre otros (porque la lista es larga de pensadores peruanos del ayer y de hoy), constantemente han querido que se comprenda y se práctica el aprecio hacia la joya oculta.

1.1. Descubriendo la joya preciada.

Para reconocer la joya preciada se debe partir de la autorreflexión como ser humano en sí. En la actualidad, se sabe que el ser humano, tiene una gran capacidad para aprender desde que se encuentra en el vientre de la madre. El aprendizaje y la educación se realiza, en forma progresiva; el gran impulso, se da, a partir del nacimiento, en la familia, cuando apenas tiene meses de nacido, en la escuela entre sus maestros y compañeros, en la calle, cuando camina rumbo a la casa o a jugar con los amigos, cuando ve televisión, cuando va al cine, cuando se alimenta, cuando va al centro de oración, cuando camina por la calle, cuando está en el micro; aprende y se educa en todo momento y en todo lugar.

Aún no ahondaré en la importancia que tiene cada uno de los agentes de nuestra sociedad limeña, los cuales tienen implicancia seria en el desprecio y marginación hacia la joya preciada, la educación, especialmente de la persona que vive en la provincia de Lima; pues, en esta parte se analizará el significado que tiene el aprendizaje y la educación, el cual debe retomarse su práctica por cada grupo, comunidad y/o distrito de la provincia de Lima, con el fin de construir un futuro, en común, que vaya de la mano con el, progreso del, Perú.

1.2. Reconociendo el polvo negro de la joya preciada.

Encaminarse hacia los conceptos sería lo más práctico, pero como estos, se obtienen a través de interrogantes, empezaremos por ahí. Si quiere reconocer la joya preciada es bueno comenzar por cuestionarse lo siguiente: … ¿cuánto cada una de las personas es consciente de su papel protagónico en, la sociedad limeña?... ¿cuánto saben sobre si Educación es un proceso y actividad importante?... y ¿qué funciones o roles deben mejorar dentro de su contexto familiar y social? Dichas interrogantes son necesarias para visualizar el panorama sobre Educación y Aprendizaje.

Uno de los más ilustres pedagogos peruanos es Walter Peñalosa. El, plantea la relación entre Educación con los procesos de hominización, socialización y culturización, los cuales se interrelacionan, entre sí, y se realizan en la vida diaria. La persona se educa, al aprender, cuando es capaz de usar sus capacidades, habilidades y destrezas en pro de su desarrollo personal y social.

El aprendizaje es un proceso muy importante en la acción educativa, por ejemplo: cuando un niño observa, como su padre arregla el motor de la moto, cuando tiene tiempo libre; el niño al crecer va desarrollando capacidades, en cuanto a reparación de motos, qué en cualquier momento o circunstancia de la vida le puede servir.

En dicho ejemplo, el niño, sí aprendió y se educó, en reparación de motos, porque construyó sus capacidades y la competencia requerida, a través de su vivencia diaria. Ese conocimiento adquirido es esencial para su desarrollo individual, social y cultural. Quizás, ese niño, de joven no estudiará en la universidad porque podrá optar por desarrollar otras habilidades, en cuanto, al desarrollo de su propio negocio, entonces, no será una preocupación grande para el Estado Peruano porque puede valerse por sí mismo y contribuye al progreso social.

Ahora le detallo otro ejemplo: una niña vive dentro de una familia, que la envía a la escuela por simple cumplimiento, sin fin, ni proyecto de vida; en dicha familia, no se práctica, ni el respeto, ni la responsabilidad para, con ellos mismos y con el entorno comunal; y por último, son muy violentos. Puede ser, que la niña se convierta en madre adolescente y haya aprendido que el comportamiento familiar es lo más adecuado, para su nueva familia y actuará, de la misma manera, en que fue criada.

Esa niña si aprendió, mucho, sin embargo, no se educó adecuadamente, ya que será una preocupación para su familia y para el Estado Peruano.

La educación es una joya muy preciada y toda persona está en la capacidad de transmitir cierta Educación; pero, hasta los drogadictos y/o los pandilleros educarán. No se puede catalogar, todos los actos humanos, como educativos; ambos grupos disóciales: pandilleros y drogadictos, en sus grupos podrán ser líderes, pero no construyen progreso social, serán hábiles y harán que sus integrantes aprendan habilidades que exigen dichos grupos; pero, definitivamente, ¡no¡ escúchenlo bien… ¡ no educan¡ .La Educación se debe entenderse, hoy y siempre, como sinónimo de desarrollo integral de la persona, para su vida individual y en sociedad. Todo ser humano aspira al desarrollo, sólo falta que se interiorice, bien, en su ser; las sociedades se forman en base a aspiraciones y visiones de progreso. Sociedades que albergan grupos disóciales, de delincuentes, de pandilleros, de drogadictos, de terroristas, o de gente sin valores, con gran influencia, estarán formando una sociedad que no tendrá la capacidad, ni las competencias para construir un futuro mejor, en donde cada quien se valore y valore a los demás.


Hay personas que no les importa que su acciones sean considerados actos educativos, no comprenden que ignorar y actuar en contra de los principios y normas sociales, no es la forma para salir de la pobreza, económica y cultural. Mucho menos, se logra algo productivo al usufructuar, por medio de la fuerza, al que tiene más, sin medir consecuencias. Hay poco gente, especialmente, de condición económica pobre que no tiene tantos estudios terminados, que se esfuerza, se sacrifica y quiere progresar, sin perjudicar los intereses de su propia sociedad.

La sociedad limeña sigue educando, como el cangrejo, retrocediendo, a través de sus complejos, envidias, miedos, dudas, aspiraciones individualistas; mucha gente, de provincia, que viven más de 5 años en Lima, no se consideran limeños y no asumen el compromiso como ciudadano, no han comprendido su papel protagónico, en la sociedad limeña.

La Educación es el proceso de desarrollo integral de la persona, con relación con su sociedad y en sociedad.

Las sociedades se formaron para unirse por medio de principios, normas, tradiciones, proyectos, aspiraciones; los descendientes de esa sociedad también aprenden, con el tiempo, ha desarrollar capacidades, habilidades y destrezas, que le permiten crecer en sociedad; el que no quiere vivir en ella, porque quiere hacer todo lo contrario, a ella, puede irse y buscar la sociedad que lo acoja, pero ¿quién quiere vivir entre personas que vivan como animales y en la ignorancia? Vuelvo a repetir que, una sociedad crece, aspira al progreso porque esa es la naturaleza del ser humano y no busca nunca su destrucción, entonces, ¿qué hace la gente que pide coimas en la comisaría, que abusa física y/o psicológicamente de su propio(a) hijo(a), que realiza falsificaciones, que bota desperdicios en la calle, que malogra las paredes de su distrito, que no forma una familia con base sólida, de valores ético-sociales, que no es justo con sus trabajadores, que llega impuntual, que realiza polladas o fiestas que altera la tranquilidad de la comunidad, que no se preocupa por el(la) otro(a) ?. Sencillamente, no educan, y su ser desperdicia tiempo y energía valiosa, para educar constructivamente y hace más vulnerable la vida en sociedad.

1.3. Acciones cotidianas que alteran la visión de los actos humanos como actos educativos.

El (La) niño (a) va adquiriendo capacidades y competencias, en forma dinámica y constante; esto, en la actualidad, es preocupante cuando, tan a menudo, se observa ejemplos que, no le tomamos la menor importancia pero, significa mucho para el desarrollo de la persona; por ejemplo: diariamente, observamos a hombres orinando en plena vía pública, en Lima no paso nada, no importa si el niño vio; no cerremos los ojos, porque la verdad es que el niño vio y capto esa imagen y la observa, constantemente, hasta, tal punto, que un familiar suyo también, lo hace, se esta propiciando un proceso que es inversamente contrario a la Educación y a los intereses de vivir bien y en armonía.

Ese ejemplo, es uno de los tantos que pasa, cotidianamente, en Lima, ya sean, los responsables algunos seudo-maestros, familiares, grupos de personas de la propia comunidad o sociedad.

El entorno social y los medios de comunicación nos proporciona toda la fuente información concerniente a los actos que, deshumanizan al ser humano y van en oposición, a la esencia de la Educación; y pueden ser los más crueles como: violaciones, secuestros, abandonos, drogas, prostitución, violencia pandillera, escándalos políticos, corrupción policial, atropellos y asesinatos sin justicia, falta de total calidad moral, en muchas instituciones educativas estatales y particulares, algunas que se preocupan por cobrar de todo al estudiante; las universidades privada y estatales, que no promueven, ni ciencia, ni tecnología y por último la indiferencia social por todo lo que ocurre.

La Educación, es un proceso y una actividad que, debe contribuir al desarrollo del ser tanto individual como social, hacia el enriquecimiento y avance de la cultura, limeña y peruana. Pero, ¿qué se hace en la actualidad?, ¿cómo se educa al ser individual? La Educación tiene un fin encerrado en el bienestar y en el progreso de la persona. Si hacen uso de la historia recordarán que, los antiguos griegos educaban para el desarrollo de su nación, aunque existía el esclavismo; los romanos también educaban para que su pueblo alcance su hegemonía y dominio del Mundo; los cristianos también buscaron su expansión a través de las diversas sociedades, y así cada uno de los países actuales a través de la Educación promueven el desarrollo de su cultura, buscan que sus ciudadanos se identifiquen con sus aspiraciones y visiones; ¿qué hacen los peruanos a través de la Educación?, ¿Por qué no lo usamos para el bien social? Si bien es cierto que ha habido intentos por mejorar la educación peruana aún no se interioriza en la conciencia la mayoría de peruanos. Ya sabemos que Educación no solo es tarea de los maestros, es tarea de toda nuestra sociedad.

Existe en la actualidad una seudo información, porque se engaña creyendo que a través de sólo la escuela se alcanzará un progreso, lo cual es difícil cuando los demás agentes educativos: la familia y sociedad se mantienen al margen.

Al educar el ser individual se requiere de: una alimentación balanceada, un bienestar familiar, una salud integral, una sociedad que promueva aspiraciones y mejoramiento de la calidad de vida de los futuros ciudadanos; condiciones que fortalecerán al individuo, valore su vida, la de los demás.1

La educación es un proceso que contribuye al desarrollo del ser social, porque sabemos que el individuo no vive aislado; este vive en una constante interacción en sociedad, el individuo necesita de la interacción para aprender y llegar a resolver con autonomía y conciencia cualquier situación social que atraviese. Para lograr su ser social es necesario que el ser individual esté madurando, para que el ser humano no vulnere su capacidad decisión, de identificación con los aspectos relacionados a su entorno social y para que pueda irradiar fuera de sí una personalidad auténtica, libre y con autocontrol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario